Scarlett Johansson reflexiona sobre el Time’s Up

A los 33 años, ya ha pasado más de dos décadas en la industria del cine. Se dice que exige la misma paga que sus colegas hombres. AFP

 

Los Ángeles .- A los 33 años, ya ha pasado más de dos décadas en la industria del cine. Se dice que exige la misma paga que sus colegas hombres. Ha sido modelo, defiende a la ONG de planificación familiar Planned Parenthood y fue una de las oradoras de la famosa Marcha de las Mujeres de enero de 2017.

También es madre y cuando no está haciendo nada de todo esto, canta sobre los efectos de una fallida relación en su última colaboración con el cantante y compositor Pete Yorn, casi diez años después de su primera unión para el álbum “Break Up” inspirado en los duetos de Serge Gainsbourg y Brigitte Bardot.

“Ha sido realmente impresionante”, dice la actriz al evocar la caída en desgracia de Weinstein -acusado de violaciones y abusos sexuales-, la revolución provocada por el #MeToo y la creación del movimiento Time’s Up.

“He estado mucho tiempo en la industria cinematográfica, pienso que estas conversaciones son realmente muy importantes y revolucionarias”, afirma.

Nacida y criada en Nueva York, Johansson es una de esas estrellas que parece ser buena para todo. Un niña actriz que tuvo aclamadas interpretaciones, y cuya gloria llegó con su rol protagónico en “Lost in Translation” (“Perdidos en Tokio”).

Ha actuado en Broadway. Ahora vale oro en la taquilla, atrayendo a multitudes a algunos de los mayores éxitos de Hollywood, como Iron Man 2 y la saga “Los Vengadores”. Un filme que otorga el rol protagónico a su personaje de la Viuda Negra está en obras. Y todo eso sin olvidar sus parodias de Ivanka Trump en Saturday Night Live. Agencias /AFP

,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *